10 de junio de 2010

Identidad de identidades


Es importante tener conciencia de lo que somos, porque así podremos saber más acerca de nuestras limitaciones y actuar en consecuencia. Nosce te ipsum (conócete a ti mismo) pone en el frontispicio del templo de Delfos, lo que viene a decirnos que debemos pasarnos la vida procurando ser auténticos y honestos con uno mismo, sin caer en espejismos y apartándose de las empresas inalcanzables. ¿En eso consiste la felicidad? A lo mejor sí. Se me antoja, además, una tarea continua, porque creo que las circunstancias y los momentos nos van moldeando. En fin, que tenemos ocupación para mucho tiempo... Desde este punto de vista, la identidad sería ese conglomerado de trazos propios que nos caracterizan y llegan a diferenciarnos de otras personas, aunque sean muy parecidos a los de ellas. Me pregunto si, desde este punto de vista dinámico y evolutivo, podemos desarrollar varias identidades, como quien pertenece a distintos clubes, o por el contrario albergamos dentro la esencia de lo que somos.

¿Cuál sería mi esencia? Una vez me asomé al espejo que porta en su mano el mono de Heidelberg y vi algo gracioso. ¿Será el humor?

5 comentarios:

Mar dijo...

Muy interesante Amparooo, yo creo que tenemos muchas identidades distintas y eso nos enriquece como personas. Además todo ello aderezado con humor (y anís del mono si se tercia) se ve siempre mucho mejor

Amparo Quintana dijo...

Muchas gracias, Mar. Y siguiendo con Anís del Mono, te recuerdo lo que pone en la etiqueta: "Es el mejor. Lo dijo la ciencia y yo no miento"

Helen Ford dijo...

¿En serio? ¿Y si tomo anís del mono podría conocerme a mí misma? Lo digo por eso de que el alcohol nos desinhibe y nos mostramos más auténticos y desenfadados.
Me ha encantado esta entrada.
Pondré el "nosce te ipsum" en mi lista de tareas pendientes...

LUIS dijo...

¡¡ Hola Amparo !!

SSª DICE:

Después de leer la entrada del "mono y sus identidades" y también tras comprobar los comentarios de esas otras dos estupendas "blogueras", no puedo por menos que transcribir un párrafo de Marcel Schwob, que os dedico emocionado:

"EL ESNOBISMO SE DESARROLLA EN LAS CRIATURAS QUE HAN RECIBIDO, GRACIAS A LA HERENCIA, SENTIMIENTOS REFINADOS, QUE HAN CRECIDO EN UN MEDIO INGLÉS, QUE SUFREN UN ESTADO DE ALMA INTERESANTE Y QUE SIENTEN HACIA TODO LO BAJO, VIL Y APAGADO UN DESPRECIO CARACTERÍSTICO".

Besos a miles. LUIS.

Gerardo dijo...

Estimada paseante en corte:

Tu propuesta es todo un reto.
En la antigüedad el sentido de la frase se centraba en las limitaciones del hombre, reconociendo que el oráculo del Templo del Dios Apolo estaba por encima y superaba nuestras limitaciones.

En la actualidad conocerse así mismo, tiene muchas connotaciones, pero lo importante del autoconocimiento es que éste no es estático, porque somos cambiantes, nuestro entorno varía y nosotros con él, en definitiva estamos en evolución.
Aunque yo pondría un pero, y es que existe el riesgo que esa evolución sea para peor, en otras palabras, que podemos sufrir un proceso de involución

Por cierto, comparto tu opinión respecto de la imagen que vistes reflejada en el espejo que porta el mono. Ese oráculo moderno que gracias a tu consulta, te respondió con equilibrio, ponderación y justicia.

Gracias por tu espíritu positivo y optimista.